“Altas y bajas”: 0Km que se lanzarán antes de fin de año y los que fueron cancelados

Las marcas juegan sus últimas cartas antes de cerrar este complejo 2015. El segmento de pick-ups es el que tiene las propuestas más fuertes. Entre los autos, las principales novedades pasarán por los restyling. ¿Qué marcas debieron suspender sus presentaciones hasta el 2016?

423973

Confirmaciones en algunas, incertidumbre en otras y postergación en varios casos. Así son las respuestas que brindan las automotrices cuando se las consulta sobre la batería de lanzamientos de modelos que estaban pautados para este 2015 y que todavía no se concretaron. 

Para las compañías -sean fabricantes, importadoras o licenciatarias-, este año sin lugar a dudas se está coronando como un período muy complicado. No sólo porque se espera una caída en el nivel de patentamientos de entre el 10% y el 15%, sino también porque ninguna de las variables negativas que vienen afectando al negocio desde hace meses mostraron algún signo de mejora. 

Los problemas con la disponibilidad de divisas para el pago de importaciones y los leves cambios al impuestazo a los 0Km -que casi no generaron efectos positivos para los autos de alta gama-, se constituyeron en los dos factores principales que terminaron por retrasar la llegada de novedades al mercado doméstico.

En este contexto, la otra gran incertidumbre es qué sucederá con el dólar tras el cambio de Gobierno. El consenso entre economistas y consultoras es que se hará insostenible continuar con una profundización del atraso cambiario, más en un contexto en el que el real acumula una devaluación del 70% en los últimos doce meses.

Así las cosas, prevén que, luego de las elecciones, podría sobrevenir un ajuste del billete verde. De hecho, en el mercado del Rofex ya se están pactando contratos para fines del primer trimestre de 2016 a un valor superior a los $10,50. 

Dado el impacto directo que un salto del dólar tiene en los precios de los vehículos -tanto entre los importados como en los nacionales- a las automotrices se les complica estimar a qué valor al publico ofrecer hoy un vehículo nuevo, dado el riesgo de que ese precio quede completamente desactualizado.

Pese a este difícil contexto, hay automotrices que no dieron marcha atrás con sus planes y ratificaron sus lanzamientos previstos para el último trimestre del año. En cambio, otras sí se vieron obligadas a poner un pie en el freno y esperar a que mejore la coyuntura, ya sea por el lado de la disponibilidad de dólares como por la certidumbre cambiaria.

Los modelos “confirmados” 
El segmento de las pick-ups es el más importante en materia de novedades de aquí hasta diciembre.

Se viene una gran renovación de modelos, que se vio alentada por ventas que lograron sostenerse en medio de la crisis que afecta al sector. De hecho, los patentamientos en este segmento caen a una tasa del 6%, apenas un tercio del bajón que están sufriendo los autos (-18%).

En este escenario lo más esperado es la nueva Toyota Hilux, que se presenta en noviembre. El modelo fabricado en Zárate forma parte de la nueva generación, la cual ya se presentó en Tailandia.

 

Para este producto la marca invirtió u$s800 millones en ampliación y modernización de la fábrica, lo que le permitirá duplicar la producción.

En una primera etapa, el lanzamiento estará enfocado únicamente en la versión tope de gama, la SRV. Se prevé que a partir del primer trimestre de 2016 se vaya completando la oferta.

En diciembre llegará la nueva Nissan Frontier. La misma será importada de México y pertenece a una nueva generación.

Sin embargo, la marca prevé un importante cambio de estrategia comercial, en la cual esta pick-up será la punta de lanza. Sucede que este mismo modelo se comenzará a fabricar en 2018 en Córdoba. Así, Nissan pasará a ser una subsidiaria de la casa matriz y dejará de ser una empresa importadora.

En materia de utilitarios otra de las novedades llegará de la mano de Ford. Se trata del restyling de la Ranger, que también se fabrica en el país. Todavía no tiene fecha confirmada pero se prevé que debute en el mercado en el arranque de 2016.

Los autos que vienen
En materia de autos, las novedades más importantes pasarán por llamadas “animaciones de gama“, también conocidos como pequeños restyling.

Citroën será una de las más activas antes del cierre del año. La marca presentó recientemente dos versiones especiales del C3 Soundtrack y del DS 1955. 

Ahora, prepara el lanzamiento de nuevos motores para el C4 Lounge y una nueva versión que es el C4 Lounge S, el deportivo de la gama.

 

Es una tendencia que lentamente está volviendo entre las marcas. Renault hizo lo propio hace poco con el Fluence S, mientras que Volkswagen lo reavivó con el Golf GTI.

En paralelo a la propuesta deportiva, lo más importante para la marca llegará antes de cerrar el año, de la mano del nuevo exponente de la familia C3.

Se trata de uno de los modelos más importantes para la compañía, el cual fue renovado en 2012. Ahora, la propuesta será totalmente diferenciada. 

Por otro lado, hace algunas semanas se presentaron dos de las novedades más esperadas del año: el nuevo Ford Focus y los renovados Peugeot 408 y 308.

En el caso de Ford, todavía queda pendiente para el año próximo el Ka, que llegará únicamente en versión hatchback, mientras que la marca del león tiene en carpeta el nuevo 2008, un crossover chico que competirá con modelos como Chevrolet Tracker y Ford Ecosport.

Los postergados
Entre las novedades que estaban pautadas para hacer su debut en este 2015 pero que finalmente fueron postergadas hasta nuevo aviso figura la Duster Oroch, de Renault. 

Se trata de una pick-up de tamaño intermedio que se ubica entre las más chicas -como Volkswagen Saveiro- y las medianas -Hilux y Ranger-. Este vehículo se está presentando en Brasil y estaba confirmado su arribo a la Argentina a fin de año. Sin embargo, los planes se cambiaron a último momento y recién estará desembarcando en el segundo trimestre de 2016.

Si bien Renault pudo lograr algo de fluidez en sus operaciones locales gracias a varios anuncios de inversión -entre ellos, la fabricación del Sandero y del Logan en Córdoba-, este lanzamiento que era clave debió postergarse.

Otro gran esperado es el Jeep Renegade, que se presentó hace varios meses en Brasil pero todavía no se sabe cuándo llegará a la Argentina.

Este modelo está pensado para el segmento de SUV chicos. La marca planeaba ofrecerlo en el país con tracción simple y doble y se esperaba que fuese un gran rival del Honda HR-V que se fabrica en la Argentina.

El problema para Jeep es que el modelo puede verse afectado por el impuesto interno, lo que la dejaría en desventaja frente a los rivales.

Otra que debió entrar en compás de espera es Lifan, la marca china que fuera presentada en el último Salón de Buenos Aires pero que todavía está en stand by.

Su primer modelo iba a ser el X60, un SUV mediano con tracción delantera y caja manual y que apuntaba a convertirse en rival directa de la Chery Tiggo. Sin embargo, los planes se estarían pasando para 2016.

 

 

Más allá de la agenda que resta para el último trimestre, lo cierto es que en el año hubo muchas novedades a pesar de que la falta de dólares marcó el ritmo del sector.

Modelos como la Honda HRV, fabricada en Campana, o los nuevos Focus y Peugeot 308 y 308, fueron algunas de las propuestas que le dieron aire a la industria.

Por el lado de los importados, se concretó la llegada de los Renault Duster y Sandero Fase II, que debían arribar en 2014 pero que lo hicieron finalmente este año, justamente, por la falta de divisas.

También, las ediciones especiales fueron estrella en otras marcas. Chevrolet lo hizo con las versiones Effect, mientras que Toyota sumó el Etios Platinum. Además, hubo novedades por el lado de RAM, con su 1500 Fox -inspirada en la marca de indumentaria deportiva- y de Amarok, que presentó la versión Ultimate, luego de la buena recepción de la Dark Label.

Así, a pesar de los problemas que rodean a la industria, los lanzamientos siguieron dando aire y creando expectativas del lado del consumidor. Lo que falta ahora es previsión en cuanto a los plazos de entregaprecios, los cuales no contribuyen a una mejora en el nivel de ventas.

fuente: iprofesional

Deja un comentario