Busso reiteró que son más de 400 mil las hectáreas inundadas en Córdoba.

La Provincia sigue monitoreando de cerca la situación de las inundaciones en diversos departamentos provinciales. Tras la caída de agua durante una semana y media, son más de 400.000 las hectáreas afectadas según lo confirmado por el Ministro de Agricultura y ganadería de la Provincia, Sergio Busso.

007

“Tambos, cultivos y ganado están siendo afectados de igual manera por las aguas que escurren por los tres departamentos más afectados”, señaló Busso a MundoAgro. El titular de la cartera agropecuaria señaló que “la emergencia ha sido aprobada en dos etapas, según la forma en que esas áreas sufrieron las inundaciones. Una primera etapa con 250.000 hectáreas, y en la segunda etapa otras 150.000. Seguimos de manera atenta la evolución de la situación, la afectación en los pueblos y campos, los caminos y accesos a los campos. Esto tiene retrasada la cosecha, que ya tiene una importante pérdida sobre los cultivos listos para ser cosechados que aún no tenemos cuantificados”.

Busso destacó que se sigue muy de cerca la situación de canales clandestinos que han generado zozobra en diversas poblaciones. “Los Comites de Cuenca y las autoridades de Conservación de suelos investigan estas situaciones”, señaló Busso, quien agregó que continúa “aplicándose un plan de contingencia para que los caminos rurales puedan ser utilizados y  los productores puedan ingresar a los campos para levantar la cosecha”.

En los últimos días los niveles del agua han crecido y avanzado hacia numerosas localidades del este provincial. El caso emblemático es Pozo del Molle donde la mitad del pueblo se halla anegado y numeroso edificios han empezado a ceder. Alli, al igual que en otras localidades, los vecinos denuncian que reciben las demasías de los canales de los regantes y que no hay ningún tipo de control por parte de la provincia. Esto último, sumado a la falta de planificación en materia de escurrimiento y regulación de crecidas empeora la situación. Al mismo tiempo, el gobernador continúa prometiendo obras que se necesitaban para ayer, entre ellas la sistematización de cuencas y canales para permitir un mejor desagote. -

Mientras tanto, el Gobernador Schiaretti entregó subsidios a productores del Cinturón Verde que resultaron afectados por tormentas y pedreas en el área productiva.

En función del grado de afectación de cada uno de los establecimientos, se entregaron 16 mil o 32 mil pesos. Cabe resaltar, que estos aportes provienen del Fondo de Emergencia que el mandatario provincial implementó a principios de la actual gestión de gobierno.

schiaretti

El fenómeno meteorológico ocurrió el día 15 de ese mes en los sectores de Villa Esquiú, Villa Retiro, El Vergel y El Quebrachal, abarcando una franja de 6 kilómetros de ancho por 12 de largo. Esto significó aproximadamente el 20 por ciento de la superficie total del Cinturón Verde cordobés.

Ante esto, desde los ministerios de Agricultura y Ganadería y de Desarrollo Social se llevó adelante un relevamiento de las familias que se vieron perjudicadas, y que en su mayoría producen verduras de hoja, hortalizas y frutas. La subsistencia de las mismas depende principalmente de la comercialización de estos vegetales.

Junto al gobernador Juan Schiaretti, participaron del acto de entrega los ministros de Agricultura y Ganadería, Sergio Busso; Juan Carlos Massei, de Gobierno; y Rodrigo Rufeil, de Desarrollo Social. Se sumaron el secretario de Gobierno de la Municipalidad de Córdoba, Javier Bee Sellares, y los dirigentes ruralistas Juan Perlo, presidente de la Cámara de Productores Frutihortícolas, y Agustín Pizzichini, titular de la delegación Córdoba de Federación Agraria Argentina.

Deja un comentario