En Cañada de Luque, los rindes de Maíz están en ascenso.

Para el Ing. Agr. Raúl Candela, en la presentación de los ensayos del INTA Jesús María en la localidad de Cañada de Luque, el Maíz está cumplinando una excelente campaña.Cómo fueron las condiciones climáticas y el manejo sanitario.

maiz.10

En conjunto con la Cooperativa Agropecuaria de Máximo Paz, el INTA Jesús María presentó sus ensayos de maíz en la localidad de Cañada de Luque. La SRJM asistió a la recorrida, al igual que productores y técnicos de la zona. En una jornada interrumpida por la lluvia, los especialistas analizaron el rendimiento del cultivo y las enfermedades detectadas.

CONDICIONES CLIMÁTICAS

“Los resultados de los ensayos son prolíferos ya que hubo muy buena humedad en el suelo, sobre todo al comienzo de la campaña”, aseguró el Ing. Agr. Raúl Candela.  No obstante, desde mediados hasta finales de febrero, el clima no acompañó lo necesario. “Las precipitaciones se cortaron hasta estos últimos días. Así y todo, los objetivos que habíamos planificado se están cumpliendo”, recalcó el técnico del INTA.

MANEJO SANITARIO

“Muchos materiales con los que hoy cuenta el mercado, han quebrado la resistencia a lo que son las isocas de la espiga. En ese sentido, llegamos a esta etapa del cultivo con un cierto daño, atrás del cual vienen otros insectos como son los gorgojos en la última parte del llenado de granos (…) Es un punto que los semilleros deberían hacer foco ya que es muy difícil de controlar”, argumentó Candela.

Siguiendo esa línea, el técnico advirtió que el daño de la isoca de la espiga osciló entre un 10,5 y un 20% en todos los híbridos analizados. “Lo que estamos viendo, es que el gusano come y no muere. Al contrario, se multiplica”, admitió.

En materia de malezas, el titular de la Cooperativa de Máximo Paz, el Ing. Agr. Daniel Chincuini, aseveró que los lotes de la primera siembra -con antecesor soja-, tuvieron algunos efectos de manchoneo en barbecho. “Esos manchoneos se realizaron con graminicidas en base a Cletodim. Posteriormente, hubo algunos focos de Yuyo Colorado”, reconoció.

En referencia al Yuyo Colorado, Chincuini admitió que es “uno de los grandes problemas de nuestra zona”. “Como al maíz lo sembramos tardíamente -el 28/12/16-, el Yuyo Colorado ya tenía una emergencia. Por eso mismo, la aplicación se dedicó a los estadíos tempranos y luego se recurrió a un paquete tecnológico de herbicidas postemergentes”, expresó. Si bien no se evidenciaron problemas significativos en el caso del Chloris, Chincuini afirmó que, junto al Amaranthus, son “las dos principales malezas a tener en cuenta”.

PROYECCIÓN DE RENDIMIENTO

“Más allá de los daños ostensibles en un leve porcentaje, se ha visto un buen desarrollo general de la planta”, manifestaron los especialistas. De hecho, muchos híbridos expresaron su prolificidad, al contar con más de una espiga por cultivo.

“El llenado de las espigas fue deficiente solamente en una porción. En general, los tamaños de las espigas que estamos viendo son buenos. Los pesos también son buenos y no ha habido enfermedades que nos acorten el ciclo o que hagan que se acelere el secado”, adujo Candela.

En ese sentido, la permanencia verde en la planta fue importante, lo que le permitió al cultivo seguir trabajando y llenando el grano. “Salvo la lluvia que nos faltó en este último tiempo, todos los factores han sido positivos como para esperar un buen rendimiento (…) Los promedios se van a estar alcanzando y quizá superando”, finalizó el técnico del INTA Jesús María.

Deja un comentario