En Córdoba sólo el grupo Logros podría aprovechar la crisis de Brasil con la carne

Es el único en la provincia habilitado para exportar a mercados exigentes

El sector frigorífico está atento a la crisis en Brasil.

Ante la crisis que vive Brasil por el escándalo de la carne adulterada hay quienes ven una oportunidad para la Argentina y, en ese marco, para esta provincia. Entre ellos está Daniel Urcía, director ejecutivo de la Asociación de Frigoríficos e Industriales de la Carne (Afic). De todos modos, entiende que todavía es “muy prematuro” sacar conclusiones.

Explica que -con el cierre de las compras de China y la Unión Europea a Brasil- se generará un faltante de carne en esos importadores que deberán recurrir a otros vendedores internacionales, lo que abre una posibilidad para los frigoríficos argentinos de “nuevos negocios”.

Logros, en Río Segundo, es el único frigorífico exportador de Córdoba. Sus dos establecimientos están habilitados. Los envíos de la empresa representan el 4% del total de los del país. Sumar a otros lleva tiempo ya que deben realizar todos los trámites correspondientes.

Un dato a tener en cuenta es que la carne argentina está entre 15% y 20% más cara que la brasileña, por lo que Urcía plantea que se debe constatar si los mercados que dejen afuera a Brasil están dispuestos a pagar esos precios.

“Capacidad para atender más demanda hay”, describe. Hoy el flujo comercial es con la Unión Europea y China, mientras que con los Estados Unidos sigue pendiente la apertura operativa del mercado.

Ante la caída del stock ganadero, por las políticas que se aplicaron en el país en los años del kirchnerismo, varios frigoríficos exportadores desaparecieron. En Córdoba cerraron Estancias del Sur y ColCar.

Para Urcía, un aumento en las exportaciones no debería implicar una suba del precio de la carne en el mercado interno porque hay capacidad para atender las dos demandas.

“Trabajamos en la recuperación del sector; el crecimiento es continuo, pero lento. Esta situación va a permitir a la Argentina elegir mejor qué negocios hacer. Se verá cómo se acomoda al mercado internacional. La industria cárnica argentina no es competitiva hoy porque tenemos costo laboral y de logística caro, y competencia de países vecinos”, señala.

Gabriela Origlia / LA NACION

Deja un comentario