En trigo, la calidad será determinante

Peso y proteína serán dos de las mayores exigencias de los compradores

En  el inicio de la campaña 2016/2017 de siembra de granos finos, la Bolsa de Comercio de Rosario (BCR) indicó que los primeros relevamientos evidencian un incremento en la superficie destinada a estos cultivos, fundamentalmente por el fuerte aumento previsto para el trigo, que compensará con creces la disminución en la intención de siembra de cebada.

“En los cálculos de márgenes brutos de cada cultivo resulta fundamental contemplar aspectos de calidad, muy descuidados en los últimos años. A tal efecto, un factor a monitorear es la inversión en tecnología, especialmente en lo que respecta a la fertilización. La posibilidad de obtener buenos precios dependerá en forma crucial del logro de parámetros de peso y de proteína dentro de los rangos deseados por la demanda, cuya exigencia está en aumento. Durante años el trigo argentino promedió 11% de proteína sobre base húmeda, porcentaje que hoy el mercado local clasifica como «premium», con importantes premios sobre la mercadería de estándar Cámara”, explicó Guillermo Rossi, especialista de la BCR.

Añadió que en trigo las referencias de precio a cosecha se han estabilizado en los últimos días, después de aumentar en forma sostenida entre finales de abril y las primeras semanas de mayo. “Los valores fluctúan en el rango de 170 a 175 dólares por tonelada, cifra que no logra generar gran atractivo en los vendedores. Igualmente, se estima que ya se habrían negociado unas 300.000 toneladas de la próxima campaña. El potencial de suba se mantiene si la demanda externa gana en agresividad, ya que los exportadores posicionan sus ofertas FOB en US$ 195 por tonelada para embarques con 12% de proteína. Esta cifra les arroja una capacidad de pago superior a los preciosforward actuales, aunque ello está sujeto a que logren originar mercadería con un mínimo de 10,5% de contenido proteico sobre base húmeda en el mercado interno”, explicó Rossi.

Deja un comentario