Esperan una inversión de $ 5000 millones más para la cosecha de trigo

Derivan de una extensión del área sembrada, según cálculos del Ministerio de Agroindustria. En total, serán 5,3 millones las hectáreas para el cereal

Mientras la cosecha de soja entra en su último tramo, con 45,5 millones de toneladas levantadas, la siembra de trigo inicia su campaña con las mejores expectativas. El Ministerio de Agroindustria de la Nación adelantó que para la campaña de 2016/2017 se espera un incremento del área sembrada de, aproximadamente, un millón de hectáreas, con respecto al ciclo precedente. Así, se obtendría una implantación de 5,3 millones de hectáreas, e implicaría una inversión de $ 5000 millones más, respecto de la campaña 2015/2016. Vale recordar que desde diciembre del año pasado, el Gobierno nacional oficializó la eliminación de las retenciones por derecho de exportaciones no sólo para el trigo, sino también para el maíz, la carne y productos regionales. “La rebaja de los derechos de exportación y la eliminación de los cupos de ventas al exterior implican una mejor relación insumo producto entre fertilizante y cereal. Esto implicaría un crecimiento adicional de $ 700 millones. El objetivo es que este incremento de valor se logre distribuir a lo largo de toda la cadena productiva”, destacó el Subsecretario de Agricultura Luis Urriza. 
Según difundió la agencia de noticias Télam, recién comenzada la campaña, ya se llegó al 7,6% del proceso de siembra de las 4,5 millones de toneladas de trigo, que había estimado la Bolsa de Cereales de Buenos Aires (BCBA). 


Los lotes implantados corresponden al centro-norte del área agrícola nacional, en especial, en las regiones núcleo Sur, Centro de Buenos Aires, San Luis y la cuenca del Salado, mientras que las zonas de centro-norte de Córdoba y Santa Fe vieron retrasados los trabajos, debido a los excesos hídricos que registraron, lo que entorpeció la trilla de la soja y por ende, la siembra del trigo.
Ya la Sociedad Rural (SRA) había realizado su pronóstico la semana pasada, acerca del área sembrada con trigo, donde también estableció que se sumarían cerca de 1 millón de hectáreas, lo que implicaría un crecimiento del 30% respecto del año pasado, con una inversión de los productores del orden de u$s 1400 millones, o un 27% por encima del ciclo previo. “A fin de año, clima mediante, podemos llegar a tener casi el triple de lo necesario para consumo interno, permitiendo de esta manera exportar 10 millones de toneladas de trigo, lo que se traduciría en u$s 2000 millones, generando así divisas para el país que representan inversión, trabajo y arraigo en todo el país”, afirmó Luis Etchevehere, presidente de SRA.

Deja un comentario