José Miguel Ciutad: “Se acabó el binomio Maíz-Soja en alimentación porcina”.

En un contexto complicado después de una campaña con sequía y luego abundante agua, que afectaron los cultivos de soja y maíz en el país,  el especialista en temas porcinos, Ing. José Miguel Ciutad de la empresa 3KPig plantea alternativas para la nutrición porcina, más aún cuando los precios en estos granos se disparan por la escacez.

granja-porcina-cerdos

En su blog 3K Pig, Ciutad analiza las alternativas existentes y que son poco usadas en granjas porcinas argentinas, donde soja y maíz dominan la escena. En MundoAgroCba compartimos ese artículo:

“En otros países productores de cerdo es habitual encontrar en las plantas de alimento más de 30 materias primas para fabricar las diferentes raciones (sorgo, maíz, trigo inglés, trigo de Ucraina, salvado de trigo, tercerilla, cebada cervecera, cebada forrajera, avena, centeno, guisantes –arvejas-, harina de girasol, harina de pescado, harina de colza, harina de soja, full fal soya, pellets de alfalfa, mandioca, grasa animal, aceite de girasol, etc., etc.)”

“Pero, el binomio Maíz – Soja en la alimentación de cerdos, continúa siendo muy fuerte en las granjas porcinas argentinas. La dependencia de estos dos nutrientes, casi en exclusiva, pone las cosas difíciles en momentos en los que por razones climáticas escasean y, consecuentemente, los precios se disparan”.

“Siendo la alimentación del cerdo papel fundamental en el negocio y por consecuencia en los resultados, se requiere de mayor innovación, buenas ideas y cambios en los paradigmas establecidos. En estos momentos la alimentación representa más de un 70% del costo de producción”.

“Con los niveles de precio actuales de maíz y soja, y si nos limitamos a formular los alimentos con esos componentes, se tiene un costo de producción de 26 pesos por kilo vivo, sin considerar amortizaciones, aún si se tiene en un criadero de alta productividad, el costo de producción alcanza $26.- (sin considerar amortizaciones).”

“Estamos hablando de una granja que produce más de 3.500 kilos por cerda y año, utiliza la Porcicultura de Precisión, lo cual permite una eficiencia y control de costos mucho mayor a un criadero de cerdos tradicional.”

“Para mejorar esta situación se proponen otras alternativas que igual de nutritivas y eficaces, permiten variar la dieta de cerdos en las diferentes etapas de la cría y engorde, con menores costos. Utilizar OTRAS materias primas tales como sorgo, harina de carne, semillas de lino, restos de galletitas, arvejas, para la alimentación de los animales, lograr una excelente calidad de carne de cerdo.”

Simplemente incluyendo en el alimento de cerdos entre:

  • un 10 y un 15% de sorgo en las raciones de desarrollo y terminación y
  • un 7 y un 12% de harina de carne de 45% de PB.

Así, podemos bajar el coste de producción en 1 peso por kilo vivo de ganado porcino. Es decir que un cerdo de 120 kilos lo produciríamos por 120 pesos menos que si continuamos con la alimentación de cerdos a base de maíz-soja.

En un criadero de 500 madres estamos hablando de reducir los costos de producción en 1.750.000 pesos al año. Y estamos hablando sólo de “hacer algo” en las raciones de desarrollo y terminación.

Hay más cosas que podemos hacer tales como:

  • reducir los días no productivos (analizando las causas de los mismos),
  • reducir los costos de inseminación artificial a la mitad (utilizando la inseminación artificial postcervical),
  • mejorar los índices de conversión (regulando la cantidad de alimento en los comederos, evitando que los cerdos pasen frío, etc.)
  • utilizar la energía solar

Fuente: Blog 3 K Pig. Ing. José Miguel Ciutad

 

Deja un comentario