La soja volvió a bajar en Chicago ante el avance de la cosecha local

Los futuros cayeron casi u$s 3 por tonelada ante datos de procesamiento de soja en EE.UU. menores a los esperados y a la mejora del clima en Argentina que permite recolectar

Resultado de imagen para soja cosecha granos

Los futuros de la soja en Chicago terminaron ayer con bajas de casi u$s 3 por tonelada para los vencimientos más cercanos, de la mano de una serie de datos que alientan a los fondos a deshacerse de posiciones en la oleaginosa.

 

 

Los futuros a mayo terminaron ayer en u$s 347,6 la tonelada, el menor valor en una semana, aunque todavía lejos de los mínimos para los últimos 13 meses, que marcó el pasado martes 11, al tocar u$s 341,6 por tonelada. Luego de ese piso, y con un mercado más que sobrevendido, las cotizaciones se recuperaron hasta por encima de u$s 350, pero ayer otra vez la tendencia a la baja se apoderó de las operaciones.

 

 

Para eso contribuyeron varios factores. A los datos del procesamiento de soja de marzo, difundidos al cierre del lunes, por debajo de las expectativas de los operadores, se sumaron ayer versiones de que China prevé incrementar para la próxima campaña la cantidad de hectáreas destinadas a la siembra de soja.

 

 

Eso podría derivar en una menor demanda del poroto para el próximo año por parte del gigante asiático, en medio de una oferta actual más que holgada y una proyección de siembra y producción récord en EE.UU. para la próxima campaña.

 

 

Además, en el mercado impacta el clima más seco en Argentina, que permite en varias zonas continuar con la cosecha tras las lluvias de principios de abril, aún cuando en muchos campos no han podido ingresar las máquinas.

 

 

El Departamento de Agricultura estadounidense (Usda) prevé que Argentina produzca 56 millones de toneladas de soja en este ciclo. Las estimaciones son similares a las ratificaron en la previa al fin de semana largo, tanto la Bolsa de Cereales de Buenos Aires como la Bolsa de Comercio de Rosario (BCR), en 56,5 millones y 56 millones de toneladas, respectivamente.

 

 

Ayer, en las terminales portuarias de Rosario había 5030 camiones cargados con soja a la descarga, lo que muestra el inicio de la temporada fuerte en el principal polo agroexportador del país.

 

 

Las operaciones en el mercado local también toman velocidad. La soja disponible se cotizó ayer en $ 3450 la tonelada, y terminó el día en $ 3500 dada la necesidad de la industria y la exportación.

 

 

El factor precios hace que las compras de exportación e industria aun estén 11% por debajo de igual fecha del año pasado. En los tres días hábiles de la semana pasada se informaron compras por más de 1 millón de toneladas de soja (contra un promedio de las últimas cuatro semanas de 1,2 millón de toneladas).

 

 

Además, de las compras acumuladas en soja nueva, el 69% corresponde a operaciones con precios a fijar, lo que implica que el productor se resiste a los actuales valores.

 

 

En el medio, la cosecha en uno de los productores de soja más importantes de Brasil, Paraná, está en su fase final, confirmando la súpercosecha en el principal socio del Mercosur, que para el Usda sumará 111 millones de toneladas.

 

 

“En el mercado crece la sensación de que la oferta será mayor a la esperada, en momentos de una demanda en calma”, comentó un analista.

Deja un comentario