Pequeños productores advierten por impacto negativo de medidas de Macri para el campo

Según advirtieron sectores internos de la Federación Agraria, la eliminación indiscriminada de retenciones, sin segmentar entre grandes y chicos, como propone el candidato presidencial de Cambiemos, Mauricio Macri, provocará “una vuelta al neoliberalismo agrario”

not_815368_10_083450

“La propuesta de Macri para el sector es una trampa. Sus 13 puntos generarán la integración vertical de empresas, lo que provocará la expulsión de muchísimos productores. La eliminación indiscriminada de retenciones redireccionará recursos a la actividad rentística, con menos chacareros en los campos. Es una vuelta al neoliberalismo agrario”, sostuvo Pedro Peretti, ex director de la Federación Agraria y actual integrante de la línea interna Grito de Alcorta, al diario“Página/12″.

Por otro lado Esteban Motta, dirigente federado de la agrupación La Netri, aclaró que, si bien el equipo económico de Daniel Scioli también propone una reducción de los derechos de exportación a las economías regionales o un cambio en el manejo de los Registros de Operaciones de Exportación (ROEs),“se mantiene más cercano a una estrategia de intervención en el mercado”

“Estuvimos en la fundación DAR, nos dijeron que estaban de acuerdo con el espíritu de trabajar y sostener las políticas para los pequeños y medianos productores, que había cosas para mejorar y nosotros planteamos que si bien era necesario modificar el sistema de ROEs, había que pensar otros instrumentos desde el Estado para intervenir en el mercado para garantizar el consumo”, sostuvo Motta a ese matutino.

La potencial promesa de abrir las importaciones también generó preocupación en el sector agropecuario, ya que dicha decisión podría impactar en el mercado porcino. Entre 2003 y 2014, la producción de carne porcina tuvo un incremento de 185,5 por ciento, mientras que las ventas al exterior crecieron un 297,7 por ciento. Si bien fue una suba exponencial, todavía representan una baja participación sobre el total de las exportaciones (1,3 por ciento).

“Si se abren las importaciones indiscriminadamente, vamos a sentir nuevamente la presión de Brasil, que es un mercado más desarrollado que el nuestro. Si se avanza en ese sentido, vamos a estar complicados. Hay que proteger a los productores locales”, agregó Motta.

“Página/12″ explicó que el otro temor que ven desde algunos sectores de la Federación Agraria es una mayor transferencia de recursos hacia los sectores concentrados de la exportación, a partir de una eliminación indiscriminada de retenciones, es decir, sin segmentar. Desde el PRO propusieron la eliminación de los derechos de exportación para las economías regionales, sin tener en cuenta la diversidad de producciones, y Rogelio Frigerio agregó recientemente la eliminación total de las retenciones a la soja.

“La eliminación de retenciones a las economías regionales no te garantiza que les lleguen más recursos a los productores. Se la van a llevar los exportadores. Si ponemos a todos en la misma bolsa, volvemos al neoliberalismo. Es imprescindible la presencia del Estado defendiendo a los pequeños productores. Este es un debate que el PRO esconde”, sostuvo Peretti.

La semana pasada, la conducción de la Federación Agraria, a cargo de Omar Príncipe, publicó un comunicado en el que reclamó la segmentación de las políticas públicas. “Implementar mecanismos que garanticen la progresividad de los impuestos, identificar a pequeños y medianos productores, diferenciarlos por escala y establecer un régimen de tarifas de flete diferenciadas para los productores alejados de los puertos”, indicó la conducción de FAA.

Deja un comentario