Prevén alza en el precio de trigo para el 2016.

El  mercado triguero local se muestra hoy “pesado” pese a que, más allá de la calidad y los problemas comerciales que enfrenta, actualmente este cereal recibe un precio de u$s144, casi un 50% superior al pagado a comienzos del 2015, y con la perspectiva de obtener una mejora en los próximos meses.

660

Así lo indicó el especialista de la consultora Agritrend, Gustavo López, quien reconoció que el precio local del trigo “varía dramáticamente” debido a la diferencia que propone la variable “proteína”.

“Hay que recomendarle al productor que tenga trigo de mayor calidad que vale la pena esperar, ya que hoy hay mucha oferta y en unos meses comenzará a ser más activo Brasil, gran comprador de trigo argentino”, indicó López al evaluar la situación tanto comercial como de calidad que exhiben las existencias de este cereal.

En línea con la previsión de 10 millones de toneladas de producción triguera que pronosticó la Bolsa de Cereales porteña, el técnico de Agritrend apuesta a que durante el presente ciclo se lograrían cosechar unas 3,4 millones de hectáreas, y consignó que para el 2016 esta cifra se elevará a 5 millones, para obtener entre 15 y 16 millones de toneladas.

Por cuestiones de calidad en los trigos existentes, López calificó como “un poco pesada” la evolución que exhibe el mercado cerealero local. “Esto se refleja en los precios -dijo-, ya que el trigo disponible se paga a un promedio de u$s144 por tonelada, y si se suman gastos de exportación este trepa a un valor FOB de u$s155, lo que refleja el tema de la baja calidad”.

De acuerdo a las previsiones de mercado, el especialista apuesta a que el valor del trigo “va a subir con el tiempo” a valores de u$s145 en marzo, u$s156 en julio y u$s165 en setiembre, colocando al valor doméstico en línea con el precio internacional.

Reconoció que durante diciembre “no se exportó nada” debido a la decisión de productores y exportadores de aguardar las medidas gubernamentales que adoptaría la nueva administración que asumió el 10 de diciembre, y estimó que se abren oportunidades de ventas, “a precios muy bajos” al sudeste asiático y el norte de África, donde la competencia con países como Francia, Ucrania y Rusia es fuerte.

López refirió que a los 10 millones de toneladas que se cosecharían durante el presente ciclo triguero hay que sumarle un stock de 3 millones que permanece guardado desde comienzos del 2015.

También reconoció que la definición de las elecciones presidenciales frenó el volumen de exportaciones, ya que al pasado 31 de diciembre sólo se vendieron 1,7 millón de toneladas de trigo cuando a igual fecha del 2014 ya se habían despachado 5,2 millones para el exterior.

“El productor estuvo muy expectante sobre fines del 2015, y las ventas estuvieron muy atrasadas, y lo que atenúa este tema es el buen stock que exhiben los exportadores”, explicó López.

Fuente: Dyn

Deja un comentario