Tras la eliminación de las retenciones, se ampliaría el área sembrada de soja y maíz.

Durante las últimas semanas se comenzaron a registrar posibles recuperaciones de áreas, en lotes que inicialmente iban a quedar afuera del circuito agrícola durante la campaña en curso, según un informe de la Bolsa de Cereales de Buenos Aires.

008

Dado el cambio de escenario actual, parte de esta superficie sería sembrada con soja durante los próximos días en las provincias del norte y en sectores marginales del oeste de la región agrícola, promovidas a su vez por la buena oferta hídrica actual.

Pero esta expansión de la superficie destinada al cultivo de soja a su vez se encuentra sesgada por una recuperación en la intensión de siembra de maíz tardío, tanto sobre cuadros que mantenían barbechos abiertos, como también sobre rastrojos de trigos y cebadas recientemente cosechados en diferentes regiones del centro de la región agrícola.

Sumado a ello, abundantes precipitaciones registradas frecuentemente durante las últimas semanas agravaron la condición de excesos hídricos en diferentes sectores de la región Núcleo Norte y en menor medida, también en áreas puntuales del Núcleo Sur, reduciendo de esta forma la oferta de superficie que será implantada con cultivos de verano en el corto plazo.

Dentro de este marco de situación la proyección de siembra de soja asciende a 20.100.000 hectáreas, cifra que permite calcular un incremento de 300.000 hectáreas en comparación a la proyección inicial. En cuanto al avance de siembra, durante los últimos siete días el avance nacional logró cubrir el72,4 % de la actual proyección de superficie a implantar, cifra que en números absolutos equivale a más de 14,5 MHa sembradas.

En cuanto al maíz, ya transitando la ventana óptima de siembra de maíces tardíos y de segunda ocupación en gran parte del país, relevamos un aumento en la intensión de siembra de este cereal para la campaña en curso.

004

Este incremento se encuentra asociado tanto a la incorporación de lotes de siembras tardías, como a cuadros de segunda ocupación. Por un lado las variaciones en los rindes de indiferencia del cereal y la liberación de lotes por la cosecha de la fina (trigo+cebada) promovieron un aumento en las hectáreas destinadas al cultivo, en detrimento de la soja de segunda. Por otro lado no se descarta un posible aumento del área en el extremo norte del país en las próximas semanas, en la medida que las lluvias repongan humedad en los perfiles.

Pero en paralelo los anegamientos que se vienen registrando en parte de los lotes, sumado a los barbechos ya cerrados para soja, ponen una cota al incremento de superficie.

Frente a este panorama la Bolsa de Cereales aumenta la proyección de siembra a 2.850.000 hectáreas para la campaña 2015/16. Sobre esta estimación de superficie el avance de siembra cubrió a la fecha el 59,3 % del área.

Fuente : fyo

 

Deja un comentario