VUELVEN CORTES DE RUTAS EN TRES PROVINCIAS ARGENTINAS.

Productores de tres provincias comenzaron a tomar acciones para exigir soluciones frente a lacaída de la rentabilidad por la alta incidencia de la presión impositiva, en especial las retenciones, en un momento de baja de los precios.

En Las Breñas, en el sur de Chaco, unos 150 productores de las entidades rurales y autoconvocados se concentraron ayer en las rutas nacional 89 y provincial 6 y, luego de una asamblea, decidieron hacer un corte total de cuatro horasIntervino la policía y hubo golpes y forcejeos. La fuerza de seguridad se llevó detenido al productor Diego Putignano. Fue liberado luego de permanecer dos horas en una comisaría de Las Breñas.

260

Anoche, los productores mantenían cortada media calzada en la ruta, medida que continuaría hoy. Según denunciaron los productores, personal de la policía sacó fotos a las patentes de los vehículos. “El 80% de los productores chaqueños está quebrado; no se va a poder seguir produciendo si no se devuelve la rentabilidad“, expresó Luis Gancedo, productor.

Ellos piden, entre otras medidas, eliminar el impuesto provincial de renta y hacer lo mismo con las retenciones en el nivel nacional. Alertan que por la pérdida de rentabilidad en la provincia de Chaco este año se dejarían sin sembrar entre 300.000 y 500.000 hectáreas. Le reclaman al gobierno de Jorge Capitanich una ayuda de por lo menos 900 a 1000 pesos por hectárea en dinero y combustible para la campaña.

“El productor acá está desesperado, no sabe qué hacer“, señaló Gancedo.

Desde anteayer, en Paraná los productores también están movilizados. Allí trece entidades vinculadas al agro que integran un Comité de Crisis instalaron una carpa frente a la Casa de Gobierno provincial.

Ya consiguieron una refinanciación para las deudas del inmobiliario rural y pagos ya no mensuales sino trimestrales o semestrales que se calzarán con la cosecha. Por otra parte, funcionarios provinciales les prometieron gestiones para que YPF financie el combustible a cambio de granos y que el Banco Nación preste para la compra de fertilizantes con una línea a tres años.

“Esto no sería la solución a la falta de rentabilidad, pero permitiría comenzar la campaña y que no se caigan más productores”, dijo Jorge Chemes, presidente de la Federación de Asociaciones Rurales de Entre Ríos. En Paraná sostienen que el paquete de rescate debería rondar los $ 2000 millones.

En Salta los productores ya realizaron concentraciones en la ruta de ingreso a la ciudad e incluso frente a la gobernación. Quieren que sus legisladores nacionales hablen de las retenciones en el Congreso. “La región necesita una quita de retenciones, si no, no se va a producir más”, alertó Ignacio Pisani, presidente de Prograno. Según señaló, allí necesitan $ 1000 millones para pagar intereses de deuda y $ 3500 millones para iniciar la próxima siembra.

campo.2

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.