Los tamberos advierten que atraviesan situación de quebranto

Según plantean trabajadores de establecimientos de Córdoba y Santa Fé, pierden por la inflación, la situación del dólar y la soja.

En septiembre, los tamberos argentinos recibieron un promedio $ 19,07 por litro de leche, según el precio de referencia informado por la Dirección Nacional de Lechería (DNL), que se elabora en base a un relevamiento entre 353 industrias.

El valor representa subas del 2% intermensual y del 21% interanual, movimientos muy por debajo de la inflación, del tipo de cambio y de uno de sus principales insumos productivos: la soja.

Sin embargo, la mejora interanual está en línea (o hasta es mayor, según la estadística a comprar) con el movimiento de los precios de venta de los productos lácteos al consumidor.

En septiembre, el nivel general del Índice de precios al consumidor (IPC) del INDEC, registró una variación de 2,8% con relación al mes anterior y el acumulado anual fue del 36,6%.

Mientras tanto, el tipo de cambio oficial (dólar mayorista) tuvo una suba interanual del 33,1% y un movimiento mensual de 2,6%.

A esta altura no tiene mucho sentido la comparación con el dólar blue, pero acá está: un año pasó de unos $ 60 a los 150 de fines de septiembre, una suba del 150%.

El seguimiento del tipo de cambio no es caprichoso, ya que gran parte de los insumos del tambo están dolarizados.

Y en materia de costos, la soja es el de mayor incidencia en la nutrición de las vacas lecheras, por lo que se convierte en un insumo clave para definir la rentabilidad del tambo. ¿Qué pasó con su precio? Los datos de la Bolsa de Comercio de Rosario muestran que el precio promedio de septiembre fue de $ 20.330 por tonelada, con una suba del 14% en términos mensuales y del 51% interanual.

Una advertencia: en octubre ya se registra otra suba mensual del 18%, lo que ajusta más los números del tambero.

Como contrapartida, cundo se analiza lo que pagan los consumidores por los productos industrializados -un modo inicial de entrever la posibilidad de pago de las industrias- las mejoras están en sintonía con lo que recibe el tambero o, incluso, por debajo.

En ese sentido, para la canasta de lácteos GBA Promedio del INDEC, la suba interanual es del 15,5% mientras que contra agosto la variación es negativa: -0,4%.

Por su parte, la Canasta de lácteos de CABA, informada por el Gobierno de la Ciudad, arroja una suba mensual de 1,3% e interanual del 23,1%.

Fuente: A24

Deja una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.