CASAFE CONCRETÓ UNA NUEVA PRUEBA DE BUENAS PRÁCTICAS Y APLICACIONES.

 La Cámara de Sanidad Agropecuaria y Fertilizantes (Casafe) realizó la sexta demostración a campo de una pulverización aérea y una terrestre para comprobar hasta dónde llega la deriva el martes 21 de marzo en el Aero Club Ñanco Lauquen, de Trenque Lauquen, provincia de Buenos Aires.

La organización del evento se realizó en conjunto con el Ministerio de Agricultura, Ganadería y Pesca de la Nación y la Sociedad Rural de Trenque Lauquen. Contó con un público muy diverso, mayor a 360 personas, de las cuales 90 fueron alumnos de distintas escuelas locales y el resto productores, aplicadores aéreos/terrestres y una agrupación denominada Vecinos Auto-Convocados por el Control de Agrotóxicos.

La jornada contó con la presencia del intendente de Trenque Lauquen, Raúl Feito, quien fue acompañado en la mesa de autoridades por Lucrecia Santinoni, directora nacional de Producción Agrícola y Forestal; el presidente de la Sociedad Rural local, Matías Cardini; y Federico Landgraf, director ejecutivo de Casafe.

avionfumiga

La actividad se inició con una explicación por parte del ingeniero agrónomo Federico Elorza de cuáles son los pasos para seguir las Buenas Prácticas de Aplicación. Con el aplicador designado al frente, la gente pudo ver cómo se debe usar un equipo de protección personal al momento de la carga del material, así también cómo se debe llevar a cabo el lavado de los envases de productos para protección de cultivos mediante la técnica de triple lavado y lavado a presión, y la posterior inutilización del envase, según lo avala la norma IRAM 12.069. Por otro lado, se hizo hincapié en la importancia de calibrar las máquinas correctamente previo a la aplicación de los fitosanitarios.

Antes de la demostración  de pulverización se solicitaron seis voluntarios, que fueron alumnos de las escuelas agrotécnicas presentes, que hicieron de veedores en el proceso y corroboraron los resultados. La demostración se llevó a cabo con la ayuda de tarjetas hidrosensibles, ubicadas en el suelo a distintas distancias: debajo de las máquinas, a los 10 metros, a los 20 metros y luego cada 20 metros hasta cubrir los 100 metros de distancia en total para la aplicación terrestre y hasta los 200 metros para las aplicaciones aéreas. El público presente pudo ver tres pasadas de cada pulverización.

Finalizada la demostración, se realizaron tres charlas para profundizar sobre distintos temas. La primera estuvo a cargo del ingeniero agrónomo Augusto Piazza, que habló sobre el uso seguro y responsable  de los productos fitosanitarios; la segunda fue dictada por el médico toxicólogo Francisco Aphalo, acerca de la toxicología de los productos; y la tercera, sobre tecnologías de aplicación, cuyo disertante fue el ingeniero agrónomo Alberto Etiennot.

Por último, se procedió a la exposición de los resultados de las pulverizaciones realizadas. Se proyectaron las tarjetas hidrosensibles escaneadas donde se comprobó que la deriva fue de 20 metros en el proceso terrestre y de 40 metros en el aéreo, destacando que estas distancias fueron alcanzadas en condiciones ambientales no óptimas para una buena aplicación, ya que se contaba con una intensidad de viento de 15 km/h de promedio y ráfagas de hasta 25 km/h, utilizando solo agua en el proceso. Estas condiciones no son las utilizadas a campo para realizar una aplicación responsable, pero a modo demostrativo, y como solo se utilizaba agua, es que se permitió realizar la demostración y con tan buenos resultados, producto de la utilización de las BPA.

Una vez más, Casafe demostró que siguiendo las Buenas Prácticas Agrícolas la deriva no supera los 100 y 200 metros de amortiguamiento recomendados en el Documento de Pautas del Ministerio de Agricultura. Además, se protegen los cultivos sin afectar la salud y el medio ambiente. En lo que va de este año ya se realizaron jornadas de este tipo en las localidades de Oliveros, Juárez Célman, Salto, Coronel Suárez, Pergamino y Ramallo, esta última en el marco de ExpoAgro.

Deja una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.