La Experiencia de España con Alfalfa Deshidratada que pudo verse en Córdoba.

Con orgullo, los representantes de La Asociación de Fabricantes de Alfalfa Deshidratada (AEFA) hablan del proyecto que los ha llevado a ser uno de los grandes exportadores a nivel Mundial. Una delegación del Consorcio español presentó su caso en Córdoba, en oportunidad del Congreso Mundial de Alfalfa organizado por el INTA en el Hotel Holliday Inn.

“La Asociación Española está compuesta por 60 fábricas y estamos manejando 120 mil hectáreas de producción”, informa Francisco Tabuenca, presidente del Consorcio a MundoAgroCba. “Nuestro producto surge del tratamiento del heno de alfalfa, que tras un pre-secado de un par de días le reducimos la humedad en un 30 y un 35 %, es decir, le quitamos la humedad para dejarlo como un producto más estable, con solo un 12 % de humedad, para poderlo empacar en fardos y poderlo exportar. Actualmente estamos vendiendo al exterior unos fardos que pesan entre 700 y 800 kilos cada uno”, comenta Tabuenca.

El consorcio español ha encontrado en varios países muy buena respuesta a su producto. La superficie de cultivo está muy cercana a las 250.000 has, con especial peso en el Valle del Ebro y Castilla León; siendo resaltable que las has vienen aumentando desde hace años en las zonas en las que la alfalfa se ha industrializado y por el contrario disminuye en el resto. Este es el dato que permitido a este consorcio sumar productores en actividad. 

Según Tabuenca al hablar del rendimiento de los cultivos de alfalfa, “en las zonas de cultivo más tradicionales estos pueden situarse entre 13 y 15 t/ha al 12% de humedad, siendo resaltable que la producción en la explotación, es muy estable un año con otro”. Sobre la venta al exterior, destacó que “Actualmente exportamos más de un millón de toneladas a países como Emiratos Árabes Unidos, China, Arabia Saudí, Jordania y Países del Norte de Europa. Vendemos al exterior el 75 % de nuestra producción y eso nos ha posicionado muy bien destrás de EEUU” (el mayor exportador de alfalfa)

En la disertación realizada en el Congreso Mundial, Tabuenca explicó que la alfalfa deshidratada tiene más estabilidad: “con menor humedad tienen menos riesgos de hongos y pueden reducirse las micotoxinas, es a su vez un producto que conserva mejor la proteína, con lo que ofrecemos al cliente una alfalfa de calidad”.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.