Así será la nueva generación de la pick up Amarok 2023

Un dibujo divulgado por la propia marca alemana adelanta el diseño de la segunda generación, que será producida por Ford en Sudáfrica. ¿Y en la Argentina?

Volkswagen difundió un nuevo adelanto de la próxima generación de la Amarok, su pickup mediana. Es la segunda vez que publica abiertamente un boceto de diseño. El primero había sido revelado hace exactamente un año, en marzo de 2020. El nuevo render presenta un diseño más cercano al definitivo.

El dibujo divulgado por Volkswagen permite inferir que, en relación con el modelo actual, la nueva Amarok exhibirá un estilo más robusto. Se pueden ver neumáticos de uso mixto, pasarruedas bien marcados, barras de techo, barras San Antonio y un frontal muy agresivo, con una parrilla cromada que une los faros (posiblemente tendrán tecnología Led), un splitter inferior cromado y ganchos de remolque.

La nueva generación de la Volkswagen Amarok será fabricada por Ford desde 2022, fruto de un acuerdo de cooperación global entre ambas automotrices que implica también a la futura Ranger. Por ahora, el único polo industrial confirmado para su desarrollo es el de Silverton, Sudáfrica, donde se invirtieron alrededor de mil millones de dólares. En la Argentina no fue acordada su fabricación.

Los motivos por los cuales Volkswagen no cerró con Ford la producción de la nueva fueron explicados en esta nota, pero a grandes rasgos se puede decir que no quiso cederle el ensamblado de su pickup estrella a una marca con la que compite mano a mano en el mercado argentino. En otros países, por la trayectoria superior del Óvalo en este segmento, no ocurre lo mismo.

Así las cosas, y mientras Ford Argentina avanza a pasos firmes para producir la nueva generación de la Ranger (compartirá plataforma con Amarok, pero tendrá personalidad propia) en Pacheco, el futuro de la pickup de Volkswagen es totalmente incierto. En estos meses se define su suerte en los pasillos de la compañía, mientras afuera crecen todo tipo de rumores.

Analizando la situación se puede inferir que Volkswagen tiene tres alternativas para la Amarok. La primera es estirar la vida útil de la versión argentina actual (primera generación) todo lo posible. Eso sería importante para conservar los niveles de producción local, y llegaría de la mano de un rediseño que le permita mantenerse competitiva en un segmento cada vez más difícil.

La segunda posibilidad para la alemana es finalizar la producción de la Amarok argentina cuando debute en Sudáfrica la segunda generación e importarla desde allí. Sería una solución extraña, ya que estaría afectada por el arancel extrazona, mientras que la mayoría de sus rivales son de producción Mercosur. Además, a fin de cuentas, sería también “comprarle la pickup a Ford”.

Si esto llegara a ocurrir, el centro de producción de Volkswagen en Pacheco podría sufrir graves complicaciones. Allí quedaría fabricándose únicamente el Taos, el flamante SUV mediano que próximamente saldrá a la venta. Hay rumores de que, para reemplazar a la Amarok, ingresaría la Tarok, pero no está confirmado.

Un tercer y último escenario para Volkswagen es conseguir la inversión para producir la nueva Amarok en su propia fábrica de Pacheco y no en la de Ford, como ocurrirá a nivel global. Según un informe de Ámbito.com del colega Horacio Alonso, “en la filial local están trabajando con esa posibilidad como principal objetivo”.

El panorama está claro por parte de ambas compañías, pero todavía no se jugaron todas las cartas. ¿Podrá Volkswagen conseguir la nueva Amarok argentina o deberá conformarse con la generación actual hasta que el mercado lo permita? Lo sabremos en los próximos meses…

Deja una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.