SIAL París cerró con proyecciones de exportaciones de alimentos que superan a ediciones anteriores.

Cerca de 200 empresas argentinas participaron de la feria en París. Los alimentos regionales con alto valor fueron la gran atracción.

El secretario de Gobierno de Agroindustria del Ministerio de Producción y Trabajo de la Nación, Luis Miguel Etchevehere, aseguró hoy que ¨este tipo de ferias nos permiten mostrar al mundo lo que Argentina es capaz de ofrecer, acorde a las mayores exigencias de los compradores y a las nuevas tendencias de consumo. Nuestro país hoy puede decir que cumple con los más altos estándares de calidad, las operaciones que se concretaron así lo demuestran¨, al hacer un balance de la participación argentina en la SIAL de París, la feria de la alimentación más importante del mundo.

Del 21 al 25 de octubre, cerca de 200 empresas nacionales participaron de la muestra, donde se concretaron numerosos negocios que superan a ediciones anteriores, tales como la venta de yerba mate a Polonia, miel a países europeos, dulce de leche a Israel, especias a Francia, productos orgánicos a Estados Unidos y Europa, dulces y galletitas a Alemania, productos lácteos a países de América Latina, entre muchos otros ejemplos.

Los alimentos regionales con alto valor fueron la gran atracción de la muestra impulsados por la tendencia creciente del consumo de los productos vinculados a especialidades y con propiedades para la salud; como también los productos aptos para celíacos, las pastas a base de legumbres o productos andinos, frutas desecadas y secas tuvieron una amplia aceptación por parte de los compradores.

La cartera agroindustrial nacional y la Agencia Argentina de Inversiones y Comercio Internacional coordinaron el Pabellón argentino que permitió concretar unos 2.500 contactos con potencial de ventas, de acuerdo a los datos de las empresas presentes.

En ese ámbito hubo espacio también para algunos productos con mayor nivel de innovación como el ajo negro, snacks de cultivos andinos, pastas a base de legumbres, la presencia por primera vez del grupo Argen Pork, para ofrecer carne de cerdo, el frigorífico que produce carne de guanaco y oveja de la Patagonia, aceite de oliva orgánico, queso azul, chimichurri, helado de yerba mate, un té a base de yerba y hierbas patagónicas; y por supuesto la carne argentina con el espacio del IPCVA, que con la presencia de 28 frigoríficos, mostraron acabadamente la gran calidad de nuestra carne y la enorme oportunidad en mercados tradicionales y nuevos.

Por otra parte, se realizaron degustaciones de los productos argentinos que cuentan con el sello de calidad Alimentos Argentinos, donde los compradores de distintos orígenes mostraron un importante interés en la vinculación de la marca con el origen geográfico, como sucedió con los importadores de Asia, de los países árabes y de Francia, que se llevaron muestras de los productos con la insignia.

Cabe mencionar que en esta edición se sumaron pymes de alimentos de distintas regiones del país con productos de alto valor agregado, como también empresas que realizaron su primera incursión en una feria de alimentos de esta envergadura y generaron algunos negocios puntuales para envío de pallets de prueba a distintos destinos.

El Secretario de Gobierno de Agroindustria estuvo acompañado por el secretario de Alimentos y Bioeconomía, Andres Murchison, y la directora Nacional de Alimentos y Bebidas, Mercedes Nimo, además de funcionarios de la Agencia y del Ministerio de Producción y Trabajo.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.